El rincón de trabajo en el dormitorio

Cada vez más personas trabajan desde casa o hacen algunas gestiones desde allí, por ello destinar un rincón de la vivienda al trabajo es fundamental. Los ordenadores cada vez son más importantes en nuestras vidas así que el escritorio es tan necesario como la mesa del comedor. 

El problema viene cuando hay muy poco espacio en casa y los metros cuadrados son muy escasos... Entonces debemos recurrir al ingenio y buscar nuevas formas de integrar el despacho en nuestra decoración. 
 
 

En este caso, vamos a ver algunas ventajas de tenerlo en el dormitorio. En primer lugar, suele ser el sitio más privado de la casa así que te garantiza más tranquilidad, qué ningún curioso eche un vistazo a tus papeles y cierto desorden está perdonado. 
 
 

En todos los casos lo mejor es buscar estructuras ligeras, materiales livianos como las lacas blancas, sillas decorativas y algún accesorio que dé vida como plantas, alguna lámina más personal, poner una lámpara de pie como vemos en esta casa nórdica... 

¿Os gusta integrar el despacho en el dormitorio o mejor en otra estancia?

Entradas populares de este blog

La casa de Sara Carbonero e Iker Casillas en Oporto

10 imágenes para llenar tu casa de espejos

Sofas y butacas de terciopelo